Tipos de caries
Las caries dentales son uno de los problemas de salud más frecuentes en el mundo. Aparecen con especial frecuencia en los niños, adolescentes y adultos mayores. Sin embargo, todas las personas que tienen dientes pueden tener caries, incluso los bebés. Si no se tratan, las caries pueden extenderse y afectar capas más profundas de los dientes. Pueden provocar dolor de muela intenso, infecciones y pérdida de dientes. Las mejores medidas de protección contra las caries dentales son las consultas regulares al dentista y los buenos hábitos de cepillado y uso del hilo dental.
Síntomas

Los signos y síntomas de las caries varían, según el tamaño y la ubicación. Cuando se comienza a formar una caries, es posible que no tengas ningún síntoma. A medida que la caries aumenta de tamaño, esta puede provocar signos y síntomas, como los siguientes:
Dolor de muelas, dolor repentino o dolor que se produce sin causa aparente – Sensibilidad en los dientes – Dolor leve a agudo cuando comes o bebes algo dulce, caliente o frío – Agujeros u hoyos visibles en los dientes – Manchado marrón, negro o blanco en cualquier superficie de un diente – Dolor cuando muerdes

Causas
Las caries dentales son un proceso que ocurre con el tiempo. Así es cómo se forman las caries dentales:

Factores de riesgo
Todas las personas que tienen dientes están en riesgo de tener caries, aunque los siguientes factores podrían aumentar las posibilidades:
Ubicación del diente ( Las caries casi siempre aparecen en los dientes traseros molares y premolares) – Ciertos alimentos y bebidas – Comer o beber con frecuencia – Alimentación de los bebés antes de acostarse – Cepillado inadecuado – Falta de flúor – Edad ( las caries son frecuentes en los niños pequeños y en los adolescentes. Los adultos mayores también corren un mayor riesgo de tenerlas) – Sequedad de boca – Empastes desgastados o dispositivos dentales – Ardor de estómago – Trastornos de la alimentación
Complicaciones
Las caries dentales son tan frecuentes que es posible que no les des importancia. Es posible que pienses que no importa si los niños tienen caries en los dientes de leche. Sin embargo, las caries dentales pueden tener complicaciones graves y duraderas, incluso para aquellos niños que aún no tienen los dientes permanentes.

Las complicaciones de las caries pueden comprender:
Dolor – Absceso dental – Inflamación o pus alrededor de un diente – Dientes rotos o dañados – Problemas para masticar – Cambios de posición de los dientes después de haber perdido un diente
Cuando las caries son graves, es posible que tengas:
Dolor que interfiere en la vida cotidiana – Adelgazamiento o problemas de nutrición como dolor o dificultad para comer o masticar – Pérdida de dientes, la cual puede afectar el aspecto, la confianza y la autoestima – En raras ocasiones, un absceso dental (una bolsa de pus causada por una infección bacteriana), que puede provocar infecciones más graves o incluso potencialmente mortales

Prevención

La buena higiene bucal puede ayudarte a prevenir las caries dentales. A continuación, te ofrecemos algunos consejos para ayudar a prevenir las caries. Pregúntale al dentista qué consejos son mejores para ti.
Cepíllate con dentífrico con flúor después de comer o beber – Enjuágate la boca – Consulta con tu dentista regularmente – Considera el uso de selladores dentales – Bebe un poco de agua del grifo – Evita comer o beber con frecuencia – Consume alimentos saludables para los dientes – Considera tratamientos con flúor – Pregunta sobre tratamientos antibióticos – Tratamientos combinados

Diagnóstico
Tipos de caries
Por lo general, el dentista puede detectar fácilmente las caries mediante lo siguiente:
Pregunta sobre dolor de muela y sensibilidad – Examina la boca y los dientes – Explora los dientes con instrumentos dentales en busca de zonas blandas – Observa radiografías dentales, las cuales pueden mostrar el grado de caries y deterioro – El dentista también podrá decirte cuál de los tres tipos de caries tienes: superficie blanda, hoyo y fisura, o raíz.
Tratamiento
En los controles periódicos se pueden identificar caries y otras enfermedades dentales antes de que causen síntomas problemáticos y ocasionen problemas más graves. Cuanto antes busques atención médica, más probabilidades tendrás de revertir las primeras etapas de las caries dentales y de evitar su evolución. Si se trata una caries antes de que comience a causar dolor, probablemente no necesitarás un tratamiento prolongado.
El tratamiento de caries depende de la gravedad y de tu situación particular. Algunas opciones de tratamiento son las siguientes:
Tratamientos con flúor – Empastes – Coronas – Endodoncia – Extracción de dientes
Cuándo consultar con el dentista
Es posible que no adviertas que se está formando una caries. Por eso, es importante hacerse controles dentales y limpiezas regulares, incluso cuando tu boca está bien. Sin embargo, consulta con el dentista lo antes posible si sientes dolor de muela o dolor en la boca.