Andrea del Boca fue citada a declarar por la Justicia en la causa contra el padre de su hija.

Andrea del Boca, su tía y su madre declararon este miércoles en la Justicia en la causa por la denuncia de su hija, Anna Chiara del Boca contra su padre, Ricardo Biasotti, en la cual se investiga los delitos de «abuso sexual agravado doblemente por el vínculo y por ser menor de edad», y «corrupción de menores agravado por el vínculo» esto ocurrió cuando la joven era una niña menor de edad.

Andrea del Boca declaró en la causa contra Ricardo Biasotti por abuso sexual agravado de su hija

En el día de ayer, la Fiscalía Especializada en Delitos de Integridad Sexual (UFISEX), a cargo del fiscal Dr. Aldo De La Fuente, hizo lugar a la prueba ofrecida por la querella en el marco de la causa que se investiga el abuso sexual agravado y corrupción de menores agravada en la cual está imputado Biasotti en perjuicio de su propia hija biológica.

En medio de una gran congoja, angustia y llantos, las testigos contaron durante horas ante el fiscal los detalles de los aberrantes abusos sexuales y psicológicos sufridos por Anna Chiara cuando esta era menor de edad.

Los tres relatos involucraron frases y testimonios desgarradores en donde afirmaron con pleno conocimiento y bajo juramento de decir verdad que Biasotti cometía abusos de diversa índole contra su hija.

Todo esto encuentra un correlato en la declaración efectuada por la propia víctima, Anna Chiara, representada legalmente por Federico Schumacher y Diego Onorati. Esto mismo lo ratificó ante el propio fiscal de la UFISEX meses atrás.

Es por ello que la Justicia avanza a paso firme en otras medidas de prueba, como las pericias psicológicas para establecer la magnitud del daño sufrido por la víctima y poder evaluar a posteriori la posibilidad de la detención de Biasotti.

La joven cuenta en la actualidad con un botón anti pánico otorgado por la Policía de la Ciudad como medida de protección, y Ricardo tiene absolutamente prohibido acercarse a un radio de 200 metros de su hija. La propia Anna Chiara denunció haber sido intimidada y amedrentada por su propio padre para que no ratifique la denuncia en su contra.