La presidenta de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, criticó fuertemente a los integrantes de la Corte Suprema de Justicia a través de una carta.

La presidenta de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, se expresó a través de una carta luego de que la Corte Suprema de Justicia acordara tratar el próximo martes la situación de los jueces Germán Castelli, Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, cuyos desplazamientos fueron votados por el Senado, al considerar que habían asumido nuevos cargos de manera irregular durante el macrismo.

 En una carta que difundió a través de las redes sociales, Bonafini sostuvo: «A las personas que ocupan los cargos en la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Nos dirigimos a ustedes como tantas otras veces lo hicimos en estos 43 años de lucha diaria por la vida. Ahora les escribimos a ustedes, señores de la muerte, que nunca nos contestaron una carta».

«Ustedes fueron elegidos para administrar Justicia. En la dictadura la Corte permitió, sabiendo todo lo que pasaba, que asesinaran a 30 mil de nuestros hijos e hijas», expresó.

En esa línea, la dirigente de derechos humanos afirmó: «con los siguientes gobiernos nos costó mucho empezar a ver sólo a algunos de los asesinos presos. Y ustedes, siempre con su actitud, miraban para otro lado».

«Lograron que (el ex presidente Mauricio) Macri se instalara en el gobierno y desde allí siguieron siendo cómplices de la muerte.  Sí, el gobierno de ustedes cerró fábricas, escuelas, hospitales; expulsó a los científicos, pequeños productores quedaron en la calle», apuntó.

Además, Bonafini enfatizó: «dejaron que nos robaran el país, como (la empresa agroexportadora) Vicentin y tantos otros. Y ustedes, siempre, del lado de la muerte, mirando para otro lado».

«Miles de niños murieron de hambre durante el gobierno que ustedes defienden. Miles de indígenas murieron peleando por su tierra y estuvieron defendiendo la vida, mientras ustedes miraban para otro lado», manifestó.

Por último, sentenció: «y ahora tienen otra oportunidad, pequeña, de actuar con justicia. Pero el patrón ya les dio la orden y ustedes lo están pensando. Mírense al espejo. Y sólo verán cadáveres y hombres, mujeres y niños hambrientos que los miran», finalizó.