El bloque del Frente de Todos con el apoyo de bloques interfederales presentaron un proyecto que prohíbe por 60 años la especulación inmobiliaria en las tierras incendiadas

Maximo Kirchner, el presidente del bloque del Frente de Todos, junto a bloques interfederales: Consenso Federal y Federal para el Desarrollo, presentaron este viernes un proyecto para prohibir por un plazo de 60 años la especulación inmobiliaria y de esa manera proteger los ecosistemas que fueron afectados por los incendios, también será para evitar que se realicen cualquier actividad agrícola que sea diferente al uso que tuvo esa superficie antes de ser afectada por el fuego

Este proyecto establece la prohibición por un plazo de 60 años en el caso de bosques nativos o implantados, áreas naturales protegidas y humedales, y un plazo de 30 años para zonas agrícolas, praderas, pastizales o matorrales. Por el momento lleva las firmas de Eduardo Bali Bucca (Justicialista) y Graciela Camaño (Consenso Federal), José Luis Ramón (Unidad y Equidad Federal), Ricardo Wellbach (Frente de la Concordia Misionero) y Luis Di Giacomo (Juntos Somos Río Negro), mientras que los diputados del bloque de Juntos por el Cambio y los partidos simpatizantes no firmaron.

especulación inmobiliaria

El proyecto modificaría el artículo 22 bis de la Ley N° 26.815 de Manejo del Fuego donde se prohíbe la quema de «bosques nativos, áreas naturales protegidas y humedales» y establece «garantizar su restauración». Asimismo la prohibición será por un plazo de 60 años para «realizar modificaciones en el uso y destino que dichas superficies poseían con anterioridad al incendio; la división, subdivisión, loteo, fraccionamiento o parcelamiento, total o parcial, o cualquier otro emprendimiento inmobiliario, distinto al arrendamiento y venta, de tierras particulares y fiscales; y cualquier actividad agrícola que sea distinta al uso y destino que la superficie tuviera al momento del incendio«

Además las prohibiciones se extenderán para «en zonas agrícolas, praderas, pastizales, matorrales y en áreas donde las estructuras edilicias se entremezclan con la vegetación fuera del ambiente estrictamente urbano o estructural» por un plazo de 30 años

«Es una respuesta institucional a la demanda de sectores científicos y ambientalistas ante la propagación de incendios en distintas provincias con fines especulativos» informaron voceros al medio Página12. En esa línea, Leonardo Grosso del Frente de Todos insitió: «Es una respuesta institucional a la demanda de sectores científicos y ambientalistas ante la propagación de incendios en distintas provincias con fines especulativos«