El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, dijo hoy que el Gobierno analiza «una nueva etapa» posterior al pago del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE).

El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, sostuvo esta mañana en declaraciones a El Destape Radio que «el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) de 10 mil pesos se está pagando y es un ejemplo de la decisión del presidente de empezar por los últimos. Ahora se está evaluando una nueva etapa donde vamos a seguir con mucho acompañamiento social, con el eje puesto en el empleo», aseguró.

Ayer, además, Arroyo encabezó una nueva reunión de la mesa del plan Argentina contra el Hambre, junto a la titular del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales, Victoria Tolosa Paz, y referentes de la sociedad civil.

Durante el encuentro se presentó un informe que dio cuenta de que fueron ejecutados 69.747 millones de pesos para asistir a los sectores más desprotegidos entre enero y julio de este año.

 En particular, sobre el Plan contra el Hambre, Arroyo explicó: «estamos bien y estamos mal. Bien porque logramos la cobertura de 11 millones de personas, pero mal en la calidad nutricional, ya que están faltando leche, carnes, y verduras».

«Las compras de la Tarjeta Alimentar empezaron con leche, carne y verduras, pero luego eso bajó para comprar cosas más baratas como fideos y harinas», explicó el funcionario, y aseguró que hay alrededor de «10.000 comedores en Argentina«, pero que «nadie sabe» con precisión el número, y por eso se está «trabajando en un registro».

«Nosotros le transferimos recursos a los comedores, eso mueve la economía local y también nos permite ver si logran cumplir con la calidad nutricional», explicó el titular de Desarrollo Social.

Por otra parte, Arroyo explicó que «la gente en los comedores baja cuando cargamos la Tarjeta Alimentar y cuando aparecen changas», y reveló que «en los últimos 15 días hay un poquito menos de gente, porque hay changas en construcción y en el rubro textil«.

El ministro descartó que en la Argentina haya «riesgo de estallido social», pero admitió que «hay preocupación, angustia», y diferenció la situación con la crisis del 2001, al recordar que ese año había «200 mil personas con Planes Trabajar, mientras que hoy tenemos el IFE, la AUH y mucha más red social».

El ministro explicó que con las medidas tomadas por el gobierno de Alberto Fernández se llegó a «11 millones de personas» a través de «distintos mecanismos», y que, si bien «a veces falta que las políticas lleguen con mayor velocidad, hay una cobertura importante«.

«En julio ejecutamos el 139% del presupuesto para este año«, sintetizó Arroyo, en sintonía con los números expuestos en la reunión de ayer.