El gobernador de la provincia de Buenos Aires respondió a los dichos de la ex titular de la Oficina Anticorrupción, que se refirió a los médicos cubanos que podrían llegar al país para ayudar con la pandemia como “espías” y “comisarios”

Durante el día de ayer, en la red social Twitter comenzó a circular el hashtag #NoALosMédicosCubanos, especialmente entre cuentas afines al sector de la oposición al gobierno nacional. La movida comenzó a raíz de los rumores de que podrían llegar también a nuestro país médicos provenientes de Cuba para colaborar con la lucha contra el COVID-19 que se despliega actualmente en toda la Argentina. La ex titular de la Oficina Anticorrupción, Laura Alonso, se sumó al hashtag y señaló: «Si nos faltaba algo, eran los médicos / espías / comisarios cubanos».

Esta mañana, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, confirmó el ofrecimiento de personal sanitario por parte del país cubano para prestar servicios en territorio argentino y ayudar con las tareas de contención del Coronavirus, aunque señaló que aún «no está resuelto» si efectivamente llegarán los profesionales o no debido a «cuestiones de logística y traslado».

Al ser interrogado por los dichos de Laura Alonso, Kicillof fue contundente: «No voy a polemizar, estamos trabajando«, respondió. «No sé que decir de Laura Alonso, si consiguen salir de esa situación tan incómoda en que se ponen ellos mismos, incomprensible, tendrían que ver qué pasa en Italia o Francia. Todos los sistemas sanitarios del planeta están desbordados», agregó.