En la provincia de Salta, las autoridades alarmaron acerca de la baja disponibilidad de camas de terapia intensiva. La intendenta de la ciudad salteña está infectada con COVID-19.

Anoche, los miembros del Comité Operativo de Emergencia (COE) de la provincia de Salta brindaron una conferencia de prensa. Allí, la secretaria de Desarrollo Organizacional, Verónica Guzmán, alertó acerca de la situación sanitaria en la provincia y aseguró que el problema más urgente es el recurso humano. «El nivel de ocupación de camas en unidades de terapia intensiva está superando el 92%«, detalló, y aseguró que hace algunos días llegaron más profesionales de la salud enviados por Nación para fortalecer el sistema.

Por su parte, el médico Francisco Aguilar, presidente del COE, explicó que se está tratando de incorporar a más trabajadores de la salud. Según el profesional, esa es la cuestión que más les «preocupa, el más sensible y el que más cuesta«.

El gobernador de la provincia de Salta, Gustavo Sáenz, asistió también a la conferencia de prensa y destacó la llegada de los profesionales enviados y también del ingreso de insumos para el área. Además, aseguró que actualmente se está trabajando en la ampliación de la cantidad de camas de los hospitales de la ciudad de Salta, que es la localidad en la cual hay una mayor cantidad de contagios actualmente.

«Se espera que la ayuda de estos médicos sirva para optimizar la atención de las consultas que ingresen por la aplicación SaltaCovid o las líneas telefónicas, con una llamada saliente para que puedan conectarse con los pacientes, aclarar dudas y seguir sus directivas», detalló Aguilar.

Durante la conferencia, también se informó que la semana pasada comenzó un testeo masivo en los geriátricos de la provincia. El mismo continuará con aquellas personas que se realizan diálisis y con los trabajadores de la salud, quienes integran a los sectores más «importantes y vulnerables«.

Además, en los próximos días está previsto incorporar la carpa del Hospital San Bernardo, la cual estará especialmente diseñada para atender pacientes con COVID-19, equipada con oxígeno y baños. «El San Bernardo va tener 120 camas covid en un principio y si hiciera falta más, se va a habilitar otra en el ala de clínica médica para este tipo de patología«, detallaron.

La intendenta de la ciudad de Salta, Bettina Romero, informó durante el día de ayer que se encuentra actualmente infectada con COVID-19 a través de un comunicado en sus redes sociales. «Quiero contarles que me diagnosticaron #COVID19. Mi familia y yo estamos bien, cumpliendo con el aislamiento y las indicaciones médicas correspondientes«, escribió la funcionaria en su cuenta de Twitter.