La conductora de “Telefé Noticias”, Cristina Pérez, apuntó a Sergio Berni con dos preguntas sobre lo que está sucediendo en Villa Azul. La misma generó una fuerte respuesta del Ministro de Seguridad de Axel Kicillof.

La entrevista del ministro de seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, con el ciclo «Telefé Noticias», se viralizó luego de que la periodista y conductora Cristina Pérez lo cuestionara por el aislamiento total del barrio Villa Azul del sur de la Provincia de Buenos Aires, que se convirtió en un foco muy fuerte de coronavirus.

«¿No cree que hay otras opciones?», preguntó firme la periodista. Ofuscado, Berni respondió que cada médico diagnostica a los pacientes de acuerdo al cuadro y respaldó la medida tomada [Coronavirus: Aíslan «Villa Azul» en Zona Sur tras confirmar 53 casos positivos]. Luego, Pérez insistió: «¿No cree que se reaccionó tarde?«.

Y el funcionario disparó: «Yo creo que no hay que ir por ahí, nosotros lo que estamos haciendo acá es protegiendo a la gente, no la estamos flagelando, necesitamos por todos lados que nos ayuden porque créame que no es una tarea fácil. Usted está muy calentita ahí en el estudio y nosotros acá con frío, con barbijo, estamos con mameluco, visores y con el virus circulando por todos lados, y tenemos familias como todos. Hay que tener un poco de respeto, no solamente por el que habla, sino por todos aquellos que están trabajando».

«Acá hay policías que hace 60 días que no ven a sus hijos, madres que hace 45 días que no ven a sus hijos, entonces me parece que no hay que buscarle el pelo al huevo. Hay que buscar una solución entre todos, hay que buscar una manera de contenernos, de abrazarnos, porque esto todavía no empezó», prosiguió el ministro.

De inmediato, Cristina Pérez retrucó: «Usted aludió a mí, no tiene necesidad de descalificarme para darme una respuesta, ayer había una chica que hacía 24 horas que no comía. Si me contesta no me descalifique, porque yo lo estoy tratando con mucho respeto».

La nota, que se realizó en vivo desde Villa Azul -donde ya se registraron desde el domingo 145 contagiados luego de un partido de fútbol y a partir de lo cual el gobierno de la Provincia de Buenos Aires bajó al lugar con todas sus áreas-, desató una gran catarata de reacciones tanto positivas como negativas en las redes sociales.