«Estoy muy triste, muy triste, porque yo pensé que el mundo estaba cambiando por la pandemia, pero no. Lo que pasó con George Floyd en Estados Unidos es terrible«, dice Anamá Ferreira en referencia al hombre afroamericano asesinado en Estados Unidos en manos de un policía blanco.

«No puedo respirar, no lo dejaron respirar. Lo mataron por negro, basta de racismo, basta de odiar a los negros y ser homofóbicos. A los cabecitas negras como dicen acá. Basta de decir afroamericano, no es afroamericano, es americano, es negro americano. Yo ya soy americana, basta de pensar que todas las negras porque son brasileras tienen que saber bailar», agregó Anamá, muy conmovida.

«Fui descriminada en los desfiles por ser negra, pero yo tenía que ir para adelante y seguir, rompiendo el techo de cristal del racismo. No me digan más persona de color, soy negra, con todas las letras, es mucho mejor, no tengan miedo de decirlo. Basta de odiar a la gente por el color de la piel, es una tristeza», culminó Ferreira.