Luego de la intervención de Sergio Berni, ministro de Seguridad bonaerense, los transportistas abrieron un paréntesis en el reclamo para dialogar con las autoridades, y buscar una solución a la falta de gasoil. “Una protesta no se resuelve con un delito”, dijo el ministro bonaerense.

Mientras un grupo de transportistas realizaba una protesta en reclamo por la escasez de gasoil, el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, llegó al lugar de la protesta y advirtió: “Si no se van, los llevo detenidos y secuestro los camiones”. Tras una breve discusión, los transportistas movieron sus camiones y liberaron tres carriles, ocupando un cuarto carril obstruido.

Como se recordará, la autopista Buenos Aires – La Plata amaneció este miércoles con un corte total de tránsito a la altura del peaje de Dock Sud, en el kilómetro 7 de la traza, en el marco del paro nacional de transportistas anunciado para este miércoles, con el fin de reclamar por el faltante de gasoil y solicitar la equiparación de los precios con la Ciudad de Buenos Aires.

La tensión llegó a su pico máximo a las 8:05, cuando el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, llegó en helicóptero e intimó a los manifestantes a los gritos: “Tienen cinco minutos para tomar una decisión, si no lo hacen los detengo a todos y me llevo secuestrados los camiones. Los terminaré de sacar mañana a las 5 de la mañana, no me importa”, afirmó de manera contundente el ministro a los medios de prensa allí apostados.

Coronavirus en Argentina: murieron otras 54 personas en la semana en Argentina 

Visiblemente molesto por el corte que llevaban a cabo los transportistas, Berni se enfrentó cara a cara con uno de ellos y exigió la inmediata remoción de los rodados para liberar la circulación en la autopista: “Una protesta no se resuelve con un delito. Si son tan trabajadores, y respeto su derecho a trabajar como el de todos los argentinos que están pasando por ese carril y que hace una hora están en una cola”, justificó su postura.

A partir de la intimación del funcionario bonaerense -también se hizo presente un cuerpo de Infantería-, los transportistas autoconvocados comenzaron a mover los camiones y el tránsito hacia CABA se torna más fluido.

La medida de fuerza, que se lleva a cabo por tiempo indeterminado, provoca demoras de tránsito desde el predio del Club Atlético Independiente posee en Villa Domínico, partido de Avellaneda, hasta Sarandí. Debido a que se registran importantes filas de vehículos, las cuales llegan a tener entre 7 y 10 kilómetros de extensión, los manifestantes habilitaron un carril para el paso de los automóviles particulares.

Hoy el transporte terrestre no puede trabajar porque no tiene gasoil”, dijo Ricardo Nievas, secretario del gremio SUTAP, en diálogo con el móvil de TN desde el lugar del corte.

Adolfo Barja, titular del Sindicato Único de Trabajadores Portuarios, habló esta mañana con Radio 10 y dio detalles de la manifestación. “Nosotros somos dueños de camiones y estamos poniendo la cara por los compañeros, queremos que el gobierno nos preste atención”, dijo. Asimismo, aseguró que “el problema no es de ahora, es de hace un tiempo, tenemos cortado en estos momentos la entrada a la Shell en la autopista buenos aires – la plata”.

Por su parte Jorge D’Onofrio, ministro de Transporte de la provincia de Buenos Aires, opinó que “el reclamo es legítimo”, aunque reconoció que están “en contra de las formas”. Y en diálogo con radio Continental, completo: “Esto se arregla dialogando y no por la fuerza. Es cierto que falta gasoil y hay especuladores”.