El porcentaje fue medido por la encuesta permanente de hogares del Indec y arrojó resultados alarmantes.

Se dieron a conocer los resultados de las mediciones del último trimestre de 2018 y el primer trismestre del 2019 realzados por el Indec. Según la organización el crecimiento de la población fue de 222 mil habitantes. Pero a su vez este crecimiento poblacional se vio reflejado en un aumento de la pobreza con 2,7 millones de nuevos pobres. Y también la población indigente aumentó en 544 mil personas.

En 2019 la pobreza creció 34,1% según el Indec

Así los datos que arroja la encuesta permanente de hogares del Indec son en el primer trimestre del 2019 la pobreza se elevó al 34,1%. Y la indigencia al 7,1. A pesar de los «esfuerzos» realizados por el Gobierno en cuanto a ingresos adicionales para la población. Los mismos no bastaron en contraposición a las políticas de ajuste y devaluación que sufrió el país.

Esto se tradujo en el resultado de tener un crecimiento de la pobreza que es 12 veces el crecimiento de la población. Y un índice de indigencia casi dos veces y media ese incremento. Los datos no son un resultado que tome por sorpresa al Gobierno, a pesar de que una de sus principales promesas fue «pobreza cero».

El Indec publica dichos indices de manera semestral, realizando un promedio entre esos dos trimestres que lo conforman. Estos datos como se mencionó previamente son extraídos de la Encuesta permanente de hogares (EPH). La cual arroja datos sobre la progresión de la pobreza durante el año:

  • 25,5 % en el primer trimestre de 2018;
  • 29,0 % en el segundo;
  • 28,1 % en el tercero, y
  • 35,5 % en el cuarto.

Como durante mitad y fin de año hay cobro de aguinaldos se produce una baja en el índice. Pero al tratarse de un factor distinto no se trata de una mejora del índice de pobreza, sino que son bajas estacionales. Que no varían en absoluto con el conflicto.

Y según un estudio del Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas (IPyPP). El proceso de devaluación no solo impactó en los sectores exportadores sino que impactó con más fuerza en sectores vulnerables de la sociedad. Y se ve reflejado en la adquisición de la canasta básica. Como expresa el estudio de IPyPP «Así, la canasta básica total aumentó un 60,9% mientras la alimentaria lo hizo en un 64,2%».

Lo que el Gobierno no puede hacer en este momento es escudarse detrás del argumento de que el Indec ahora brinda datos reales. Ya que los datos reales son alarmantes gracias a las políticas de devaluación aplicadas por ellos mismos.