El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, rechazó hoy las críticas del presidente Alberto Fernández por el ritmo de la vacunación a docentes y afirmó que la Ciudad sigue el «orden de prioridad que fijó el Gobierno nacional».

El lunes pasado durante un acto en Casa Rosada el presidente Alberto Fernández apuntó contra la adiministracion de Horacio Rodríguez Larreta en la pelea por la presencialidad de las clases y sostuvo que; «Miraba con atención un dato interesante. A la hora de educar a nuestra gente, es muy importante que los maestros estén vacunados. La Ciudad de Buenos Aires es la anteúltima (en el ránking) y sólo vacunó al 14 por ciento del personal de Educación».

Ante la crítica realizada por el jefe de Estado, el Jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta recogió el guante y afirmó que «el orden de prioridad para vacunar lo fijó el Gobierno nacional: primero los trabajadores de la salud, segundo adultos mayores de 60 años, tercero personal esencial, docentes y policías».

«Para la cantidad que nos dieron, todavía no llegaron vacunas para los docentes», amplió Rodríguez Larreta, quien agregó: «Ojalá el Gobierno nacional nos hubiera dado vacunas más rápido y ya estarían todos los docentes vacunados».

«Una discusión que tenemos con el Gobierno nacional es el criterio de distribución de las vacunas. La Ciudad tiene el 7 por ciento de la población total del país y nos dan el 7 por ciento de vacunas», se quejó el mandatario porteño en declaraciones periodísticas.

Y agregó: «Nosotros tenemos el 19% de personal de la salud de todo el país. Lo lógico sería que nos den vacunas de acuerdo a la proporción de personal de la salud de cada distrito. Es una discusión técnica. Nosotros no hacemos de esto una discusión política».

En diálogo con Eduardo Feinmann en Radio Rivadavia, el referente de Juntos por el Cambio insistió: «Vacunamos tan rápido como Nación nos da las dosis». En ese sentido, ratificó: «Recién cuando Nación nos dé vacunas para aplicar a los mayores de 60, vamos a poder proceder con los docentes».

Asimismo, Rodríguez Larreta destacó que «el nivel de contagios en las escuelas es igual o menor que en la Ciudad», ya que afirmó que «dentro de los colegios, los protocolos estaban y funcionaban». También señaló que «se estaba trabajando para ordenar un poco más lo que era la entrada y la salida afuera de la escuela», para evitar la aglomeración de padres y madres.

Respecto al regreso a la suspensión de clases dispuesta por la Nación hasta fin de mes para el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), el jefe de Gobierno porteño señaló que «la escuela no funciona con la normalidad de antes del Covid-19″.