Guzmán será trasladado hasta el despacho del juez Javier Sánchez Sarmiento.

El juez de instrucción Javier Sánchez Sarmiento indagará este mediodía a Abel Guzmán, acusado por el crimen de su colega peluquero Germán Medina, detenido el miércoles en la localidad bonaerense de Paso del Rey tras permanecer prófugo durante unas diez semanas.

Detuvieron al peluquero que asesino a su compañero en Recoleta

Una nutrida guardia periodística aguardaba esta mañana en el edificio de Lavalle 1171 el traslado de Guzmán para su declaración ante el juez.

Guzmán está acusado de “homicidio agravado por el uso de arma de fuego” pero esa calificación podría ser incluso más severa por la posible “premeditación”.

Crimen del peluquero: tras su detención, indagan por el brutal hecho a Abel Guzmán

Detenido desde ayer, Guzmán no ha designado aún abogado en el expediente, por lo que en caso de no hacerlo será asistido por un defensor oficial.

El presunto homicida era buscado intensamente desde el 21 de marzo, cuando asesinó a Medina en la peluquería en la que trabajaban, situada en el barrio porteño de Recoleta.

Fuentes judiciales deslizaron que el dato que permitió la detención fue aportado por un vecino de una vivienda en la que Guzmán había conseguido trabajo como “mantenimiento”.

Crimen del peluquero: tras su detención, indagan por el brutal hecho a Abel Guzmán

“Detectives de la División Capturas de Prófugos de la Policía de la Ciudad tenían el dato de dónde Guzmán podía estar escondido. Hicieron una discreta vigilancia hasta que lo vieron salir y lo detuvieron“, indicaron voceros de la fuerza que lo detuvo.

La pena en expectativa que podría recaer sobre Guzmán llega a la prisión perpetua en caso de considerarlo responsable de homicidio agravado, pero podría reducirse a entre ocho y 25 años si finalmente fuera condenado por “homicidio simple”.

Habitualmente, en situaciones judiciales como la que atraviesa el imputado, lo normal es que se niegue a declarar en esta primera comparecencia ante el juez.