Se presentó una denuncia ante la Haya contra el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, por delitos de lesa humanidad y genocidio debido al mal manejo de la pandemia en el país

Los últimos datos que se compartieron sobre el efecto de la pandemia en Brasil, mostraron que hasta el momento hay un total de 2.442.375 casos y 87.618 muertes por coronavirus. En este marco, profesionales de salud denunciaron al presidente, Jair Bolsonaro, ante la Corte Penal Internacional de La Haya por genocidio y crímenes contra la humanidad por su manejo de la pandemia.

El personal de la salud que lo denunció alega que su negacionismo fue una de las razones por las que se propagó el covid-19 en toda la región, lo que resultó en que Brasil sea el segundo país más afectado por el virus después de Estados Unidos.

«La omisión del gobierno caracteriza un crimen contra la humanidad y genocidio. Es urgente la apertura de un procedimiento investigativo ante la CPI para evitar que una parte de los 210 millones (brasileños) sufra las consecuencias de los actos irresponsables del señor Presidente» resalta el documento presentado a la Corte

Recientemente, se lo vio a Bolsonaro andando en moto y sin barbijo cuando todavía no se había recuperado de la infección por coronavirus. En estos términos desde la Red Sindical Brasileña UNISalud, una red que agrupa a los trabajadores de la salud de ese país, se tomaron cartas en el asunto y se lo denunció penalmente. La organización engloba a más de un millón de trabajadoras y trabajadores de la salud del ámbito público y privado. La Red se establece en 18 estados brasileños y en el Distrito Federal.

En la acusación se lo acusa al presidente brasilero de «menosprecio y negacionismo», lo que causó la «diseminación» de la enfermedad, lo que significó un «total estrangulamiento de los servicios de salud». En ese sentido la denuncia expresa que Bolsonaro no escuchó las recomendaciones de los ministros de Salud y tampoco respetó los protocolos para frenar el avance de los contagios de coronavirus.

Cabe destacar que Bolsonaro fue polémica en reiteradas oportunidades por minimizar la pandemia, y por promover las actividades económicas por encima de las cuarentenas estrictas y las recomendaciones de los profesionales de la salud e infectólogos. Por su parte, Marcio Monzane, secretario de UNI Américas, entidad internacional que apoya a la Red. resaltó: «El gobierno de Bolsonaro debería ser considerado culpable por su insensible actuación ante la pandemia y por rehusarse a proteger a los trabajadores de la salud y a la población brasileña»