El presidente Alberto Fernández encabezó esta mañana el Encuentro de Camaradería de las Fuerzas Armadas.

El presidente Alberto Fernández participó esta mañana del Encuentro de Camaradería de las Fuerzas Armadas, y destacó su tarea en la lucha contra el coronavirus. Adicionalmente, anunció una recomposición salarial para el personal militar que, a partir del 1 de octubre próximo, pasará a percibir todos sus suplementos de forma remunerativa. En palabras del mandatario, esto «pondrá fin a inequidades y desigualdades que se dieron por años».

En el marco de su discurso, el jefe de Estado se preguntó por qué algunos sectores -que no identificó- lo están aconsejando sobre cómo gobernar. «Muchas veces, cuando escucho consejos -siempre estoy abierto a escucharlos, porque creo que todo me fortalece y me permite alcanzar un mejor criterio-, pienso por qué me están dando estos consejos si a ninguno de los que me aconseja le tocó vivir la odisea de gobernar en la pandemia«, dijo.

En su discurso ante los militares y en compañía del titular de la cartera de Defensa, Agustín Rossi, Fernández anunció que «a partir del 1 de octubre, la totalidad de los suplementos no remunerativos que cobra el personal militar pasan a ser cobrados como suplementos remunerativos».

El presidente reconoció que «todos estos años las Fuerzas Armadas no fueron bien tratadas en términos salariales y sus sueldos se integran de una serie de suplementos remunerativos, que han desquiciado el funcionamiento» de las fuerzas.

Fernández remarcó que esa distorsión salarial provocó «juicios» y un «gran desorden en el sistema salarial de las fuerzas armadas», y que el anuncio de percibir los suplementos remunerados apunta a «volver a poner las cosas en orden, poner fin a desigualdades» porque eso «no es justo».

Asimismo, el jefe de Estado remarcó que en «todo el Estado hay rémoras de esta naturaleza» y eso conlleva «conflictos enormes», como ocurrió con las «cuentas embargadas del Ministerio de Defensa por juicios de esta naturaleza».

Previamente, el presidente ponderó la actuación de los efectivos de las fuerzas armadas en la lucha contra el coronavirus, en el marco del denominado plan General Manuel Belgrano: «Tuvieron que prepararse para ayudar al pueblo a combatir una pandemia y se ganaron el reconocimiento de todos los argentinos«, aseguró.

En ese sentido, elogió que los militares «han debido enfrentar algo único en la historia, tener que poner todo el esfuerzo para preservar la vida de los argentinos», y resaltó que «lo han hecho muy bien y todo lo que les pedimos que hicieran, lo hicieron». Al hablar sobre la pandemia, dijo que el coronavirus «lejos está de ser derrotado, todavía contagia y se lleva la vida de muchos argentinos«.

En cuanto a la política de defensa, Fernández aseveró que hay que «ponerla en marcha, ya que se ha paralizado en todos estos últimos años», y explicitó que en eso «estamos trabajando con el ministro (Rossi) para ver de qué manera a las Fuerzas Armadas las dotamos de lo que hace falta para poder defender la soberanía argentina».

En el inicio de su discurso, el jefe de Estado homenajeó a los combatientes de Malvinas y a los tripulantes fallecidos del submarino ARA San Juan. También recordó la figura del creador de la Bandera nacional, Manuel Belgrano, a quien elogió por su decisión de «independizarse y hacer de esta patria un suelo libre y dejar de ser colonia».