El trigo transgénico HB4 ya tiene el visto bueno oficial, pero hay dudas sobre su comercialización

El proyecto HB4 fue desarrollado por un grupo de biólogos moleculares e investigadores. Este trigo será más resistente a la sequía. Senasa dice que es inocuo para la alimentación humana y animal. Pero hay también mucha polémica al respecto.

Trigo Transgénico

El Gobierno Nacional decidió aprobar el uso de tecnología HB4 para el cultivo de trigo transgénico con tolerancia a la sequía.
El ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación, junto con el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet), la empresa Bioceres, y la Universidad Nacional del Litoral, anunciaron que se recibió la aprobación regulatoria por parte del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

La tecnología fue desarrollada por un grupo de biólogos moleculares e investigadores argentinos, liderados por la investigadora Dra. Raquel Chan, Directora del Instituto de Agrobiotecnología del Litoral (IAL) perteneciente a la Universidad Nacional del Litoral (UNL) y al Conicet, en alianza con la empresa argentina de biotecnología agrícola Bioceres.

La tecnología HB4 permite obtener semillas más tolerantes a la sequía, minimizando las pérdidas de producción, mejorar la capacidad de adaptación de las plantas a situaciones de estrés hídrico y dar mayor previsibilidad al rendimiento por hectárea.

En una entrevista con el sitio Infobae, Francisco Santillán, productor agrícola que administra campos en las provincias de Córdoba, Santa Fe y Buenos Aires, mostró sus dudas respecto a la autorización. «Es muy peligroso lo que se está haciendo, Argentina puede perder mercados», señaló el agricultor

En Estados Unidos, el segundo exportador mundial de trigo, el presidente del Consejo de Calidad de Trigo, Dave Green, dijo a la agencia Reuters que en su país no existe interés en desarrollar trigo transgénico. «Ninguno de nuestros clientes extranjeros quiere«, señaló.

Trigo Transgénico

EFECTOS ADVERSOS: consumo humano, qué riesgos hay

Los potenciales riesgos a los que nos podríamos ver expuestos con el consumo humano de los alimentos transgénicos y que son el fundamento de organizaciones ecologistas que rechazan la utilización: son el desarrollo de alergias, la resistencia a los antibióticos, la pérdida o modificación del valor nutricional de los alimentos, la presencia de compuestos tóxicos, la aparición de enfermedades nuevas y no tratables, además del daño a las especies silvestres de plantas.

Resistencia a los antibióticos

La posibilidad de que se transmita resistencia a los antibióticos a través del consumo de alimentos transgénicos, constituye uno de los mayores temores en relación con su consumo. Se postula que al utilizar bacterias u otros microorganismos resistentes a un determinado antibiótico para seleccionar aquellas que han incorporado los genes que codifican la característica de interés; al ingerir estos productos se transmitiría esa resistencia al antibiótico lo que dificultaría el manejo de patologías.

Y en las redes no faltaron opiniones: