Como parte de su puesta a punto, el Porsche 911 GT3 tuvo que llevar a cabo una prueba de 5000 kilómetros a 300 km/h de velocidad. Conocé más detalles a continuación.

Nada puede fallar para una marca cuando está trabajando en un auto con el que quiere llamar la atención en el mercado y capturar futuras ventas. Por tal motivo, los vehículos en cuestión se someten a distintos test para comprobar su confiabilidad y encontrar la mejor puesta a punto. Tal es así, que el Porsche 911 GT3 tuvo que realizar un test de más de 5000 kilómetros con una velocidad constante de 300 km/h. Esta prueba fue desarrollada en el óvalo de Nardò (Italia).

Conocé cómo fue el impactante test a 300 km/h al que se sometió el Porsche 911 GT3

Un exigente y llamativo test con el que se puso a prueba la resistencia del motor 4.0 atmosférico de 510 CV del 911 GT3 y que se suma a otros salvajes experimentos como con el que nos deleitó McLaren con el Speedtail: alcanzar los 403 km/h más de 30 veces durante un programa de pruebas.

Thomas Mader, director de Proyecto de Motores para GT de serie de Porsche, añade que «durante el desarrollo, realizamos 600 ensayos de emisiones para cumplir las estrictas normas».

Conocé cómo fue el impactante test a 300 km/h al que se sometió el Porsche 911 GT3

En total, el motor del nuevo GT3 funcionó durante más de 22.000 horas en el banco de pruebas en el que hicieron funcionar el propulsor «a pleno rendimiento durante una proporción muy elevada de tiempo», asegura Porsche sin dar más detalles.

Cabe recordar que el propulsor de la nueva generación del Porsche 911 GT3 es un bloque de seis cilindros bóxer 4.0 litros, con admisión atmosférica, que entrega 510 CV (10 CV más que en su predecesor) a 8.400 RPM, pero se puede estirar hasta las 9.000 RPM.

El par motor aumentó ligeramente pasando de 460 a 470 Nm. Las cifras de prestaciones hablan por sí solas: 0 a 100 km/h en 3,3 segundos y 0 a 200 km/h en 10,8 segundos ó 3,9 segundos y 11,9 segundos respectivamente en el caso de montar la caja de cambios manual.

La aerodinámica es otro de los aspectos más reseñados del modelo y, por ende, uno de los más trabajados. «En nuestro túnel de viento ultramoderno de Weissach no nos limitamos a ir en línea recta, simulamos todas las situaciones de conducción imaginables. Provocamos balanceos, cabeceos y guiñada para simular las influencias físicas en la pista», apunta Mathias Roll, ingeniero de aerodinámica.

Conocé cómo fue el impactante test a 300 km/h al que se sometió el Porsche 911 GT3

«Desarrollamos la aerodinámica del nuevo 911 GT3 en unas 700 simulaciones. Dedicamos más de 160 horas a la puesta a punto del coche en el túnel de viento», explica Roll. El resultado es que el nuevo 911 GT3 genera un 50% más de carga aerodinámica a 200 km/h que su predecesor gracias, principalmente, a su prominente alerón trasero.