La vacuna de Pfizer fue aprobada en Reino Unido, este será el primer país del mundo en iniciar la vacunación de la población y la aplicación de las dosis comenzaría la semana próxima.

Reino Unido se convirtió esta mañana en el primer país occidental en aprobar una vacuna contra el coronavirus. La elegida, a la espera de que se aprueben otras, es la de Pfizer-BioNTech, que ha demostrado una eficacia general del 95% y una efectividad del 94% en personas mayores de 65 años.

Vacuna Pfizer

Desde el Sistema Nacional de Salud británico (NHS) ya anuncian que la «campaña de vacunación más importante de la historia» comenzará la semana que viene, momento en que se empezarán a inyectar las primeras 800.000 dosis que se espera que estén disponibles en los próximos días.

La Agencia Reguladora del Medicamento y los Productos Sanitarios del Reino Unido, la MHRA por sus siglas en inglés, había recomendado su aprobación y, esta misma mañana, el Gobierno ha hecho pública la aprobación del proyecto. Se convierte en el primer país del mundo en iniciar la vacunación de la población contra el coronavirus. 

La confianza del Ejecutivo de Johnson, que estaba exultante con la noticia, es total, y ya se ha asegurado la compra de 40 millones de dosis que irán recibiendo durante los próximos meses. «La ayuda está en camino», tuiteaba el ministro de Sanidad, Matt Hancock, a primera hora.

El primer ministro británico, Boris Johnson, ha calificado el hecho como «fantástico» y resaltó que esto ayudará a «recuperar nuestras vidas». 

«Es fantástico, la vacuna para el Covid-19 estará disponible a partir de la semana que viene», celebraba Johnson en redes sociales. «Es la protección de las vacunas la que, en última instancia, nos permitirá reclamar nuestra vuelta a la normalidad y pondrá nuestra economía en marcha».

«El Gobierno ha aceptado hoy la recomendación de la MHRA de aprobar para su uso la vacuna contra el covid-19 Pfizer/BioNTech. Esto sigue a meses de rigurosos ensayos clínicos y un exhaustivo análisis sobre los datos por parte de los expertos de la MHRA», anunció en un comunicado el Ministerio de Salud.

El ministro británico de Salud, Matt Hancock, dijo en Twitter que «la ayuda está de camino» y agregó que la Sanidad británica (NHS, en inglés) está preparada para «empezar a vacunar a principios de la próxima semana». 

«El Reino Unido es el primer país del mundo que cuenta con una vacuna aprobada clínicamente para su suministro», completó.

El Gobierno británico ha comprado 40 millones de dosis, con las que podrá vacunar a 20 millones de personas (el tratamiento de Pfizer se compone de dos dosis).  El país tiene 50 hospitales preparados para empezar a vacunar. Además, se preparan centros especiales, así como en los centros médicos de los barrios y en las farmacias.

La BBC ha destacado que esta vacuna fue la que se ha desarrollado con mayor celeridad, transcurriendo solo diez meses desde el inicio del proceso de desarrollo hasta la autorización de uso en la población, normalmente se tarda cerca de una década en el desarrollo.

Pfizer

Si se cumplen las predicciones hechas por ellos mismos, y en cuanto esté perfectamente asentada la red de vacunación, el compuesto podría inyectarse a entre 1 y 2 millones de personas a la semana a través de «tres canales diferentes».

«Esta decisión se toma tras meses de rigurosos ensayos clínicos y exhaustivos análisis de datos por parte del MHRA, quienes han concluido que la vacuna cumple los estrictos estándares de calidad, seguridad y efectividad requeridos», explicaba un representante del departamento de salud esta mañana quien agreg: «En breve publicaremos nuestro consejo acerca de quiénes deben tener prioridad para recibir la vacuna».

Según un documento publicado hace escasos minutos, los primeros en ponérsela serán los trabajadores y residentes de las residencias de ancianos, seguidos de los sanitarios y trabajadores sociales, los más mayores, los integrantes del grupo de riesgo y, a partir de ellos y en grupos descendentes de edad, las personas de 60 años.