El juez de Garantías Javier Maffucci Moore, que interviene en el expediente, rechazó el pedido de detención que había presentado la fiscal Vanesa González.

Sebastián Villa, delantero y jugador fundamental en el presente futbolístico de Boca, continuará en libertad en el proceso judicial donde está imputado de abuso sexual. Esta decisión la tomó el juez de Garantías Javier Maffucci Moore, que interviene en el expediente, al rechazar el pedido de detención que había presentado la fiscal Vanesa González, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) N°3 Especializada en Violencia Familiar y de Género, Abusos Sexuales y Delitos Conexos a la Trata de Ezeiza, a cargo de la investigación.

Coronavirus en Argentina: murieron otras 54 personas en la semana en Argentina 

“La detención requiere un fundamento serio y objetivo de posibilidad delictual y ello sucede siempre que existan elementos de convicción suficientes”, dijo el magistrado al rechazar el pedido de detención solicitado por la fiscal. “La seriedad del delito y la eventual severidad de la pena son dos factores que debe tenerse en cuenta para evaluar la posibilidad de que el procesado intente fugarse para eludir la acción de la Justicia”, explicó al fundamentar su pedido de detención.

Villa fue denunciado a mediados del mes por una joven con la que tenía una relación sentimental. Los hechos investigados habrían ocurrido el 26 de junio del año pasado en la casa del country Venado II, situado en Canning, donde residía el futbolista. Para la fiscal González, “entre las 22 del 26 de junio de 2021 y las 4 del día siguiente, en circunstancias que un sujeto de género masculino mayor de edad, identificado en autos como Sebastián Villa, se encontraba junto con R. T. D. [cuya identidad se mantiene en reserva]

En el interior del domicilio situado en el lote 149 del country Venado II más precisamente en el interior de un dormitorio de la vivienda, en momentos en que ambos se encontraban acostados, Villa comienza a insultar a la denunciante, tomándola de los cabellos para luego pegarle una cachetada en el rostro, volviendo a tomarla de los cabellos por atrás a la altura de la nuca, instante que la denunciante refiere que se quería ir.

Villa le hace traba con sus piernas colocándola en un estado de indefensión impidiendo así que la misma se retire del lugar, tomándola de la mandíbula, momento que la víctima lo empuja, logrando soltarse y al querer retirarse del lugar, Villa se levantó rápidamente para cerrar la puerta del dormitorio. ”En el pedido de arresto del futbolista se detalló: “Cuando R. T. D. se vestía, Villa la tomó nuevamente de la mandíbula, le levanta la cabeza queriendo levantar el cuerpo de la misma desde su cara…

“… al tiempo que espetó: ‘Usted no me ama, usted no me quiere, usted no está enamorada de mí como dice´”. Después, según describió la representante del Ministerio Público, Villa agarró las manos de su pareja y la obligó a que le tocara las “partes íntimas”. Acto seguido, el futbolista colombiano le arrancó el short que tenía puesto la joven “abusando sexualmente de la víctima, accediéndola carnalmente vía vaginal, tomándola violentamente del cuello

“Tapándole la boca y la nariz para luego girar el cuerpo de la víctima poniéndola boca abajo intentando penetrarla analmente y no logrando ello la vuelve a acceder carnalmente vía vaginal”.